lunes, 25 de julio de 2011

Trifle de fresas y vainilla

Whole Kitchen en su Propuesta Dulce para el mes de julio nos invita a preparar un postre clásico británico: trifle

Un postre nuevo para mí, lo había visto y oído hablar pero nada más, aunque mi pareja si lo había probado y parece que mi versión se acerca bastante a lo que él conocía. Quizás la próxima vez que repita le pongo alguna fruta más. Tenía pensado ponerle también kiwi, pero no sé porqué al final se me despistó.
Está muy rico y al llevar fruta fresca resulta muy refrescante. Seguro que repetiré con distintas versiones. Además yo soy una fan incondicional de las recetas en vasito ya que las haces con antelación y en el último momento no tienes que andar con engorros de servir y que se desmorone el postre. Aunque bueno, si queréis podéis hacer la receta en versión gran vaso.
Como la receta está más rica dejándola bien reposar, para que el bizcocho se empape bien, he mezclado la nata con mascarpone, de forma que le de mas consistencia y aguante mejor, y la verdad es que pasó la prueba, ya que al día siguiente se mantenía todavía con la forma.
Os dejo con la receta:

Ingredientes: 
  • Bizcocho para emborrachar
  • 250 gr fresas laminadas
  • 200 gr de azúcar
  • una cucharita de gelatina en polvo  o una lámina
  • zumo de medio limón
  •  300 ml de natillas, podéis usar la base del helado que explico aquí
  • 50 gr de mascarpone
  • 200 ml de nata del 35%
  • arándanos para adornar 
  • esencia de vainilla 
Empezamos preparando las natillas para dejarles tiempo de que se templen. También podríamos utilizar las comerciales. 
Laminamos las fresas y las dejamos macerar una horita con 40 gr de azúcar y el zumo de limón.
Cortamos el bizcocho en cachitos o láminas del tamaño de nuestro molde con el fin de cubrir la base de éste.
Ponemos la gelatina a remojar en 50cc de agua fría. Si utilizamos una lámina añadiremos estos 50 cc de agua más a la preparación del almíbar.
Colamos y dejamos escurriendo las fresas un minutito y con el juego que soltaron mas 60 gr mas de azúcar mas 50 cc de agua lo ponemos en un cazo y llevamos a ebullición. Una vez bien disuelta el azúcar sacamos del fuego y añadimos la gelatina con su agua y revolvemos hasta disolver. No debe quedar un almíbar demasiado espeso.
 Montamos la nata junto con el mascarpone, 100 gr de azúcar (mejor ya molida) y unas gotas de esencia de vainilla. También habremos añadido una cucharita de esencia tanto a las natillas como al bizcocho a la hora de prepararlos.
Y ya solo nos queda montar el postre: empapamos el bizcocho de la base con el almíbar de fresas. Colocamos unas cuantas fresas laminadas, cubrimos con natillas y encima una capa de la crema. 
Volvemos a aplastar un poco con otra capa de bizcocho y repetimos la secuencia anterior. 
Al final para adornar ponemos los arándanos sobre la capa de crema.
Dejamos reposar y enfriar al menos 4 horas.

Print

sábado, 23 de julio de 2011

Bizcocho para rellenar/emborrachar

Esta es la típica receta de bizcocho para emborrachar o para hacer capas de relleno, ya que absorbe muy bien los líquidos que le rodean y tiene una buena consistencia, no se desmiga con tanta facilidad como otros bizcochos. También se puede usar para hacer brazos gitanos, todo depende del molde en el que lo hagamos...
La receta, tal cual está, es para golosos, yo si se que lo voy a emborrachar con algún almibar o con otro líquido bastante dulce le reduzco la cantidad de azúcar.
La foto no le hace justicia, cuando lo repita editaré.
Ingredientes:
  • 120 gr de azucar glass
  • 3 huevos
  • una pizca de sal
  • 120 gr de harina de repostería 
Separamos las yemas de las claras y batimos las yemas con el azucar molida hasta que blanqueen. Podemos añadir aquí algun aromatizante como esencia de vainilla.
Montamos las claras con la sal hasta casi punto de nieve y las mezclamos delicadamente con la mezcla de yemas y azúcar.
Finalmente vamos incorporando poco a poco la harina tamizada y con movimientos envolventes vamos haciendo la mezcla, sin estar demasiado tiempo.
Metemos al horno, a 180º con calor arriba y abajo y el tiempo depende un poco del molde. Para un molde redondo por ejemplo unos 20 minutos, pero si es extendido en la bandeja del horno para hacer brazo gitano bastarían 10 minutos. Recordad engrasar el molde antes.
Print

lunes, 18 de julio de 2011

Paella

Whole kitchen en su Propuesta Salada para el mes de julio nos invita a preparar un clásico de la cocina española, la Paella.

Que rica y versátil la paella. Yo casi siempre preparo el arroz de esta manera, pero complicandome menos. Esta vez he intentado imitar la paella valenciana en la medida de lo posible, hacerla un poco mas cuidada y la verdad es que ha quedado deliciosa, además tenía pendiente publicar esta receta para  hacerla llegar a la familia en México así que perfecto.
La he hecho de pollo y mañana repetiré con una de marisco, pero en realidad lo que me encanta es aprovechar los restos que quedan por el frigo de platos anteriores. La verdad es que me gusta de todas las maneras.
Los que no la conozcáis animaros, y cualquier duda que tengáis la espero en los comentarios.
Ingredientes:
  • 500 gr de arroz tipo bomba
  • doble de volumen de caldo (depende un poco de lo que pida el arroz)
  • 2 muslos de pollo
  • 1 puerro
  • una rama de apio
  •  1 litro y medio de agua
  • aceite
  • 2 huevos duros 
  • 2 salchichas
  • 1 tomate
  • una cucharilla de café de pimentón
  • unas hebras de azafrán
  • un puñado de vainas
  • 3 cucharadas de guisantes
  • sal 
Primero prepararemos el caldo hirviendo en l agua los muslos de pollos con el puerro, la rama de apio, las vainas troceadas y sal, durante una hora. Para hacerlo mas fácil podemos usar caldo comercial.
Colamos el caldo, entresacamos la carne de los muslos y reservamos las vainas.
Ponemos las hebras de azafrán a remojar en una tacita con un poco de caldo caliente. Ponemos a cocer los huevos.
Calentamos en una cazuela ancha el aceite y echamos los trozos de pollo y las salchichas también troceadas (se pueden sustituir también por algún chorizo fresco o por txistorra), que se doren un poco.
Mientras vamos pelando y rayando o cortando pequeñito el tomate. Hacemos un hueco en el centro de la cazuela y echamos el tomate y el pimentón, con cuidado de que no se quemen mucho.
Volvemos a hacer un hueco en el medio y echamos el arroz, que previamente habremos medido con una jarrita.
Sofreímos el arroz junto con los otros ingredientes un par de minutos a fuego medio-fuerte, y añadimos el doble de volumen de caldo que el arroz. El caldo tiene que estar de templado a caliente. 
Añadimos también las vainas, los guisantes, el azafrán, los huevos duros cortados en mitades y repartidos mas o menos estéticamente por la cazuela, ya que no vamos a remover durante la cocción. 
Comprobamos de sal, que va incorporada en el caldo y durante los primeros 8 minutos dejamos que se haga a fuego bastante fuerte. Posteriormente 7 minutos mas con el fuego al mínimo. Y para finalizar la dejamos reposar 5 minutos tapada con un trapo.

Y esto es todo, puede parecer un poco complicada, pero el resultado merece la pena. Que la disfrutéis!
Print

viernes, 1 de julio de 2011

Quiche de manzana

Esta es una tarta de manzana diferente, inspirada en las quiche saladas, pero en su versión dulce, perfecta para un picnic. Yo la llevé a la hoguera de San Juan y fue todo un éxito. La receta la vi publicada en una revista francesa y con alguna pequeña modificación aquí la comparto con vosotr@s.
Ingredientes:
  • 2 manzanas reinetas
  • rayadura de limón
  • 4 huevos
  • 200 ml de nata liquida
  • 100 gr de mantequilla
  • 200 gr de harina
  • 120 gr de azúcar glass
  • aroma de vainilla
  • 2 cucharadas de semillas de amapola
  • canela en polvo 
  • una pizca de sal
  • almendras fileteadas 
Habremos sacado 30 minutos antes la mantequilla del frigo, la cortaremos en dados y llegado el momento la mezclamos con la harina en un bol  hasta formar una especie de pasta arenosa.
Hacemos un hueco en el centro y añadimos uno de los huevos, el aroma de vainilla, 20 gr del azúcar, la pizca de sal y las semillas de amapola. Mezclamos hasta que todo se incorpore bien, pero sin extendernos demasiado en el amasado.
Formamos una bola, la cubrimos con film y al frigo 30 minutos mínimo.
Mientras, pelamos y quitamos el corazón a las manzanas y hacemos gajos un poco gorditos, las rebozamos en el azúcar glass.
Pasado este tiempo ponemos a calentar el horno a 210º, calor arriba y abajo y preparamos un molde con papel para hornear o untado con mantequilla.
Estiramos poco a poco la pasta hasta dejarla de un grosor de 4 mm aproximadamente. Forramos con ella el molde, lo rellenamos con los gajos de manzana formando un círculo y lo horneamos durante 10 minutos.
Mientras prepararemos la mezcla de los huevos mezclados ligeramente con la rayadura de limón, el azúcar glass sobrante de las manzanas  y la nata. No batir demasiado, no nos interesa que se formen burbujas de aire, justo que esté bien mezclado.
Vertemos esta mezcla en el molde tras el primer horneado y espolvoreamos por encima con azúcar granulada, las almendras fileteadas y canela en polvo.
Horneamos durante 25 minutos mas.
Podemos comerla templada o fría.
Hacedla! seguro que la disfrutais...
Print
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...